Zamora no estará solo nunca más:

Carlos Alberto Soto Delgado.

La alianza entre gobierno y ciudadanía es fundamental.

Toma de protesta Carlos Soto

Ante una multitud de aplausos de los asistentes Carlos Alberto Soto Delgado arribó a las instalaciones del Teatro Obrero para rendir protesta como nuevo alcalde de Zamora.

El presidente municipal se dirigió a los zamoranos y les dijo que “tenemos mucho que sanar, mucho que restaurar y mucho pero mucho que construir” y esto se logrará con la mejor alianza que existe que son los ciudadanos, afirmó el mandatario municipal.

Bajo las normas del protocolo de salud se llevó a cabo la toma de protesta de las nuevas autoridades municipales quienes están comprometidas en el mejoramiento de las condiciones en las que se encuentra Zamora.

Recordó que ya han sido 62 presidentes que han gobernado Zamora con diversas expectativas y en algunos de estos casos no se cumplieron, por lo que él se comprometió a no fallarle a los ciudadanos, a cumplir con lo que dijo desde el inicio de su campaña hacer de Zamora un mejor municipio, en donde los habitantes puedan vivir tranquilos y con un desarrollo en todos los sectores productivos.

De la misma forma aseguró que será un presidente que cree en la diversidad y en la pluralidad de ideas, siempre en beneficio de la ciudadanía, porque lo que más le interesa es que los zamoranos cuenten con el espacio adecuado para ser escuchados y atendidos.

Agradeció a quienes confiaron en él y su proyecto de trabajo y para aquellos que encontraron otras opciones políticas les comentó que sabrá ganarse su confianza mediante acciones que hagan crecer a Zamora.

Asimismo reconoció Zamora vive momentos de tensión, que no se respira libertad, pero les aseguró que la población no estará sola nunca más, que la unidad entre gobierno y ciudadanos será imperante en su administración porque “mi mejor alianza es con ustedes, los ciudadanos”.

Instruyo a sus funcionarios municipales a trabajar de manera honrada y transparente, además de atender de manera humana y con calidad a los ciudadanos que acudan a solicitar sus servicios porque se deben al pueblo.